¿Estas atravesando por angustias que te afectan el pensamiento?........................¿Te sientes sin salida ante esa situación?...........................¿Estas pensando en quitarte la vida o hacerle daño a otros?........................¿Piensas que nadie se preocupa por ti?.......................¿Piensas que no puedes soportar más ese tormento? ............................¿Piensas que estas a punto de explotar?...........................Pues queremos decirte que tu eres un ser especial y que muchas personas en tu situación han logrado reponerse, superarse, levantarse...............echar hacia adelante........................Aquí encontrarás respuestas...................Ayuda sin interes y recursos para que sigas hacia adelante.....................En NUEVA ISLA.com te queremos con un pensamiento positivo y saludable..........................En NUEVA ISLA.com pensamos en tu recuperación y en tu futuro de pie, fortalecido y victorioso ante la vida
Ayuda Psicológica y Emocional
Primeros auxilios para el pensamiento en situación de crisis.
Nota importante: Esta sección tiene el propósito de brindar ayuda al pensamiento desde
una perspectiva humanitaria. La misma se basa en una recopilación de valiosa información, sin
fines de lucro, para enfrentar situaciones de crisis. Esta página No tiene el propósito de sustituir la
NUEVAISLA.COM derechos reservados. Esta web esta administrada por SG Communications;  la misma actua como medio de difusión pública y no
necesariamente se solidariza con el contenido de los reportajes, opiniones y colaboraciones expresadas en los mismos. SE PROHIBE la reproducción
total o parcial de esta página con fines comerciales por ningún recurso técnico, grabación, videograbación o impresión, sin el debido consentimiento
del autor o propietario.  Algunas de las fotografías presentadas en esta página son obtenidas de la internet por fuentes desconocidas. Es nuestro interes
ilustrar todo contenido editorial sin causar daños a terceros o violar  derechos de autor. En caso de que la publicación de alguna foto  pueda causar
ofensa, molestia o incomodidad alguna al autor de las mismas, favor de notificarnos  y las mismas serán removidas de manera inmediata.
¿Buscas un psicólogo o especialista
del comportamiento?
Oprime Aquí
Lineas de ayuda y recursos de
Emergencia. Oprime Aquí.
¿Ayuda espiritual cristiana sin
denominación religiosa?
Entre a  la capilla.Oprima  Aquí
Cualquier otra situación que te afecte el pensamiento puedes escribirnos describiendo tu situación y  
te brindaremos una opinión e información
confidencial, completamente libre de costo. Oprime Aquí.
NUEVA ISLA.COM
x
NuevaIsla.com
La Web que lo tiene todo para todos en Puerto Rico
Noticias de Hoy   /  ¿Que Hacer el Weekend?   /  Turismo   /  Remedios Naturales   /  Venta de Carros   
DUELO ANTE LA PÉRDIDA  DE UN HIJO
Por: Migdalia Maysonet Ruiz,
Estudiante del Programa Graduado de Consejería de Familia
de la Universidad Central de Bayamón

Durante nuestra vida todos experimentamos pérdidas.  La pérdida implica la ruptura de un vínculo o apego, lo
cual produce una crisis.  Lo que determinará la intensidad de la crisis es cuán fuerte fue  ese vínculo.  En estos
momentos,  la  pérdida  que  nos  ocupa es la pérdida de un hijo, la ruptura de  ese vínculo que existe entre un
padre, una madre y su hijo fallecido.
Si te sientes desolada o  desolado  ante  la pérdida de  un hijo o de alguien muy cercano, puedes estar atrave-
sando una crisis para la cual necesites recibir ayuda.  La  crisis según lo define Gilliland & James, es la percep-
ción de un evento o  situación como algo intolerable  y  que va más allá de los recursos de la persona para ma-
nejarlo.  
Según la Dra. Jessica Serrano Goytía,  Psicológa Clinica, en su artículo: Consideraciones en Torno al Proceso
de Duelo, su Manifestación y su Tratamiento, publicado en la Revista Puertorriqueña  de Psicología, la preocu-
pación ante la muerte de un hijo va más allá de la pérdida  de la persona y lo que será de ésta. Nos cuestiona-
mos cómo podremos sobrevivir y qué sucederá con nosotros  a partir de la ausencia de la persona amada. Ex-
perimentamos sensaciones, emociones y  pensamientos que no sabemos explicar. Muchos pueden superar la
crisis, pero otros quedan atrapados en el proceso.
Una  de las situaciones  que  acompañan  el duelo ante la pérdida de un hijo  es la aparición de barreras para
una comunicación efectiva,  como uno de los principales factores  perturbadores de la relación de pareja (Cor-
dero 2004). En esta intensa experiencia emocional, ambos  padres  se orientarán a redefinir su identidad y re-
solver complejas emociones, ocupando la mayor parte de su tiempo en  recuerdos, pensamientos y sentimien-
tos que disminuyen su disponibilidad emocional para otras personas cercanas como los hijos y la pareja.
El trabajo de duelo psicológico es el que ocurre durante el  estado de desesperanza y es el proceso en el cual
el doliente desata gradualmente los lazos psicológicos que lo atan al fenecido (Serrano, 2002).  Todas las pér-
didas requieren un duelo  que  reconozca  el  dejar ir, transformar la experiencia para tomar lo esencial y conti-
nuar  con  nuestra vida . El  duelo  afecta  todas las áreas en la vida de la persona  que lo sobrelleva, es decir:
Emocional, psicológica, física y social (Serrano, 2002). Por esto, el proceso de duelo debe llegar a su fin .
Según  la  Dra. Elisabeth Kubler-Ross,  psiquiatra  y  escritora suizo-estadounidense y  una de las mayores ex-
pertas mundiales en el tema de la  muerte,  las  etapas  de  duelo son: negación, ira, negociación, depresión y
por último, aceptación.  Kübler-Ross afirmó que estas etapas no necesariamente suceden en el orden descrito,
ni todas  estas  son  experimentadas por todos los pacientes, aunque afirmó que una persona al menos sufrirá
dos de estas etapas. A menudo, las personas atravesarán varias de estas etapas en un efecto “montaña rusa”,
pasando  entre  dos  o  más etapas, y volviendo a hacerlo una o varias veces antes de finalizar. Usualmente la
persona que enfrenta la  pérdida no está preparada para la intensidad de sus reacciones y emociones, y/o no
comprende la importancia y la necesidad de aceptar  y  expresar las mismas. Este proceso implica: lamentar la
muerte del ser amado y también lamentar los sueños, las esperanzas y lo que no pudo ser realizado junto con
él.  Mientras  que  unas  personas  sobrepasan  el trabajo de duelo, hay otras que no logran finalizar el mismo
(Serrano, 2002).
Hay diferentes formas en que se puede manifestar u  observar un duelo que no ha sido finalizado. La Dra. Se-
rrano,  citando a la Dra. Beverley Raphael,  psiquiatra  y  profesora emérita  de la Universidad de Queensland,
autora del libro: Anatomía del Duelo,  identifica  tres  tipos  de duelo no resuelto: (1) Duelo ausente- Aparenta
como si la muerte nunca hubiese ocurrido; (2)  Duelo distorsionado - Un aspecto  de la pérdida puede ser dis-
torsionado o alterado y  otro  es  usualmente reprimido; (3) El duelo crónico - Dolor intenso que es continuo y
no cesa (Serrano, 2002).  
Entre las consecuencias de no trabajar esta crisis,  pueden mencionarse: Patrón patológico de resolución, ca-
racterizado por sintomatología general (como efectos  del estrés producido por la pérdida), desorden psicoso-
mático, desorden psiquiátrico o psicosocial (ej. ansiedad,  fobia,  conducta externa que evidencia el desorden,
uso  de  drogas  y  alcohol), depresión, patrones alterados en las relaciones y conductas, vulnerabilidad ante
otras pérdidas, fenómeno de aniversario y mortalidad (Serrano, 2002).  
La intervención  en  crisis según definida por Dr. Erich Lindemann, psichiatra alemán, especialista en duelo y
especialista en  eventos traumáticos en sobrevivientes y familias, el duelo  es un proceso de ayuda dirigido a
auxiliar  a  una  persona  o familia a sobrevivir un suceso traumático, de modo que la probabilidad de efectos
debilitantes (estigmas emocionales, daños físicos) se minimiza y la probabilidad de crecimiento (nuevas habili-
dades, perspectivas y opciones en la vida) se maximiza.  
Si a través  de  este artículo puedes identificarte con alguna de las características de un duelo no resuelto, o
simplemente reconoces que necesitas ayuda para manejar tu dolor, es importante que sepas que un conseje-
ro, puede ayudarte a sobrellevar esta crisis.  
Aunque el dolor nos abrume, es importante que  recordemos que toda crisis tiene un principio y tiene un final,
para  eso  necesitamos  reconocer  que nos  encontramos en medio de una crisis y buscar ayuda profesional.  
Enfrentar la crisis con las herramientas idóneas,  convierten  una crisis en un proceso lleno de oportunidades,
nos convierte en seres humanos con mayores capacidades de enfrentar situaciones difíciles.  
No estás sólo en este proceso,  si  necesitas ayuda, puedes comunicarte a la línea PAS (Primera Ayuda Sico-
social) al 1-800-981-0023,  disponible 24 horas al día, los siete días de la semana, esta línea cuenta con con-
sejeros  profesionales que pueden brindarte la orientación y la ayuda que necesites. También puedes buscar
la ayuda de  un  tanatólogo (especialista en el proceso de duelo),  que  ofrezca servicios cerca de tu lugar de
residencia.