Emergen datos del

megafraude pandémico

en ocupación de hospitales

Nunca estuvieron colapsados 2020-2021

jueves 20 de abril de 2023

En medio del final de la alegada emergencia provocada por la pandemia del COVID-19, como si se tratara de “recoge y apaga la luz”, comienzan a emerger escandalosa información que apunta a un megafraude en los datos de ocupación en hospitalizaciones y visitas a salas de emergencia en EE.UU. durante la etapa más “crítica” de este controvertido y cuestionable evento histórico.
Hablamos de datos que contradicen la narrativa mediática de hospitales con salas de emergencia repletas de pacientes infectados con el “letal” virus, para el cual “no existía tratamiento”, sin habitaciones, camas, camillas ni equipos disponibles.
Alegados sistemas de salud colapsados, con médicos y enfermeros derrotados, suplicando aquel insólito “no salgas, quédate en tu casa”, mientras los visuales en los televisores presentaban terroríficas imágenes de morgues y convoys de camiones repletos de cadáveres.
Todo eso se resolvió como por arte de magia con la inoculación de miles de millones de dosis de “vacunas” experimentales que nunca protegieron del contagio.
En una publicación del 6 de abril de 2023, en la plataforma Substack, escrita por la investigadora Jessica Hackett, PhD, salen a relucir datos provistos por la agencia estatal New York City Health & Hospitals (NYCHH), para el reconocido complejo hospitalario Elmhurst Hospital Center, en Queens, identificado como el epicentro del COVID-19 en Nueva York, el cual captó la atención del mundo a inicios de la plandemia en 2020.
Según los datos presentados relacionadas a hospitalizaciones y visitas a sala de emergencia, las cifras entre 2016 y 2019 son significativamente mayores que durante el período 2020-2022.

¿Cómo puede ser algo así? Alguien aquí definitivamente no dice la verdad.
Como dato curioso, según Hackett solo el NYCHH tuvo datos disponibles para los períodos antes descritos, toda vez que el Departamento de Salud del Estado de Nueva York y el Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU. poseían datos incompletos.
En el renglón de visitas a emergencia puede observarse que en 2016 acudieron 136,607 pacientes; en 2017 unos 131,350; en 2018 acudieron 125,269 y en 2019 unos 112,196.
Cifras que contrastan con las 69,230 visitas a la sala de emergencia del Elmhurst en 2020.
Es decir, que el hospital “epicentro del COVID-19” en Nueva York, recibió en 2020 unas 42,966 visitas menos que en 2019, cuando aún no había pandemia.
De igual manera contrasta con las 98,020 en 2021 y las 84,736 en 2022 (no hay datos disponibles de octubre a diciembre de ese año).
Si los datos presentados por Hackett y el NYCHH son en efecto correctos, resulta alarmante y criminal que los ciudadanos estadounidenses hayan estado expuestos a una información muy distinta a la realidad en uno de los momentos más críticos del siglo 21. Una información que fue utilizada como punta de lanza para empujar la vacunación forzada, encierros y segregación social.

¿Cómo compara esto con Puerto Rico?
Aunque obtener datos estadísticos actualizados, completos y fiables por parte del Departamento de Salud de Puerto Rico, es una tarea prácticamente imposible de realizar, este periodista realizó dos entrevistas a directores médicos de reconocidos centros hospitalarios, quienes de manera anónima, por temor a represalias, aseguraron, que al menos en sus hospitales, en ningún momento durante la pandemia existió estado de emergencia que afectara la atención o el ingreso de paciente alguno por falta de camas, personal, equipos o medicamentos. Más aún, que nunca bajo la pandemia a causa del COVID-19 se superó el umbral de atención médica, tanto en sala de emergencia, como en hospitalizaciones, en comparación a los brotes epidemiológicos de temporada, como: el dengue o la influenza, inclusive la gastritis.

 

El autor es periodista acreditado por el Departamento de Estado de Puerto Rico                Miembro de la Asociación de Periodistas de Puerto Rico (ASPPRO)
Miembro de la Asociación Nacional de Periodistas Hispanos (NAHJ) Washington DC